Un proceso de neuroinflamación causa los síntomas de la fibromialgia

FIBROMIALGIARedacción.- La fibromialgia es una enfermedad que se caracteriza por causar un dolor musculoesquelético generalizado durante más de 3 meses de evolución; afectando sobre todo a músculos, ligamentos y articulaciones. Cada vez hay más estudios que ponen de manifiesto que en la fibromialgia existe un proceso de neuroinflamación que produce las alteraciones de los trasmisores cerebrales responsables de las múltiples manifestaciones clínicas que presentan estos pacientes, según ha puesto de manifiesto el Dr. Javier Rivera, reumatólogo del Hospital General Universitario Gregorio Marañón de Madrid, en el marco del ‘Día Mundial de la Fibromialgia’, que se celebra hoy.

En España se estima que más de 900.000 personas sufren fibromialgia, según el estudio EPISER

A su juicio, “en la actualidad, con técnicas especiales de resonancia magnética cerebral se puede ver cómo la actividad de determinadas zonas del cerebro y las conexiones que existen entre ellas son diferentes a las que tienen otras personas sin la enfermedad. Estas técnicas muestran datos objetivos sobre lo que está ocurriendo en estos pacientes y, aunque todavía no están al alcance de su empleo en la clínica diaria, se podrán utilizar en un futuro próximo para establecer con certeza el diagnóstico de la fibromialgia”.

El 90% de pacientes con fibromialgia que han pasado la COVID-19 refieren un empeoramiento, mantenido en el tiempo

En el marco del XLVIII Congreso Nacional de la Sociedad Española de Reumatología, que se está celebrando estos días en Granada, también se ha abordado la influencia del COVID-19 en los pacientes con fibromialgia. En este sentido, la Dra. Tamara Rodríguez, reumatóloga del Hospital Clínic de Barcelona, ha señalado que en la cohorte de pacientes con fibromialgia de su hospital “hasta el 90% de quienes han sufrido una infección aguda por COVID (independientemente de la gravedad) refieren haber notado un empeoramiento de la fibromialgia que, además, se mantiene en el tiempo”. Asimismo, la especialista ha analizado la influencia de la pandemia por coronavirus en estos pacientes e indica que, por ejemplo, el confinamiento ha provocado un efecto tanto positivo como negativo en estos pacientes. “Como aspecto positivo, el teletrabajo ha permitido a algunos pacientes disponer de más tiempo para sí mismos y poder distribuir mejor los tiempos de actividad y descanso, tan beneficioso para la enfermedad. Como aspecto negativo, los estresores asociados a la pandemia y al confinamiento han provocado el empeoramiento de otros tantos pacientes, por tanto, estamos ante una situación que influirá, para bien o para mal, dependiendo de múltiples factores relacionados con el paciente”, ha señalado.



¿SABÍAS QUE…?

Actividades Sanitarias