La sanidad pública madrileña utiliza un novedoso dispositivo que evita la apnea del sueño

Redacción.- La Comunidad de Madrid utiliza, en el marco de un ensayo clínico, un nuevo dispositivo que evita la apnea obstructiva del sueño. Este avance, mediante la electroestimulación de los músculos orofaríngeos, implicados en su origen, fortaleciéndolos por medio de ondas eléctricas, permite la apertura de la vía aérea superior en el 100% de los casos y la reducción de ronquidos hasta en un 88%. El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha asistido hoy a su presentación en el centro que está investigando, el Hospital Público Clínico San Carlos de la capital.

  • Un aparato portátil de reducidas dimensiones abre la vía aérea y proporciona una mejoría en todos los pacientes evaluados 

Tal y como recoge la Comunidad de Madrid, se trata de un aparato portátil de reducidas dimensiones, inferiores a las de un teléfono móvil, que detecta las apneas y las corrige en tiempo real mediante la aplicación de estímulos electromagnéticos, imperceptibles para los pacientes. De esta forma, consiguen abrir y dilatar la vía aérea superior impidiendo que se interrumpa la respiración durante la noche, y respirar con normalidad.

El 70% mejoró su tono muscular y redujo considerablemente los ronquidos casi en el 90% de los casos

Este mecanismo se adapta de forma personalizada a las características anatómicas y funcionales de cada enfermo por unos sensores que se colocan debajo de la mandíbula, gracias a unos apósitos que se apoyan en la piel. A través de éstos se generan impulsos electromagnéticos cuya intensidad y frecuencia se ajustan por medio de algoritmos basados en técnicas de inteligencia artificial, según la resistencia al flujo de aire en la vía aérea superior que presentan los músculos orofaríngeos.

Se trata del trastorno respiratorio más común relacionado con el descanso nocturno y su prevalencia aumenta con la edad

Con su utilización, no sólo se evita la relajación y, consecuentemente, la obstrucción de la vía aérea durante el sueño, sino que también se consigue un efecto diurno persistente gracias al fortalecimiento y aumento del tono muscular orofaríngeo, ya que los impulsos de ondas electromagnéticas cambian la morfología de los músculos implicados en la apnea, según se ha observado en el estudio. “Si se consolida este cambio de la morfología muscular, podría plantearse como una posible curación de esta enfermedad sin necesidad de recurrir a ningún dispositivo”, ha explicado la jefa de Sección de Neumología del Hospital Clínico San Carlos, Myriam Calle Rubio.



¿SABÍAS QUE…?

Actividades Sanitarias