El Dr. Santiago Palacios celebra sus 30 años como referente en la ginecología española

Redacción.-Profesionales sanitarios, divulgadores de salud e influencers coinciden en reclamar mayor visibilidad de la salud de la mujer para romper la brecha de género en el diagnóstico y mejorar su calidad de vida.

Así, se desprende de las conclusiones de la jornada #DeGeneraciónEnGeneración, organizada por la Clínica Palacios y la Fundación Española Mujer y Salud, como homenaje al doctor Santiago Palacios por sus 30 años desarrollando su trabajo como ginecólogo. En el evento han participado destacados divulgadores sanitarios en redes sociales.

El doctor Palacios, director de la Clínica Palacios, explicó que “aunque la esperanza de vida de la mujer es superior a la del hombre, la calidad es inferior para las féminas que acuden menos a la medicina preventiva y acusan el peso que supone para ellas encargarse en gran medida de los cuidados en exclusiva”.

Una de las conclusiones del encuentro es que la brecha de género es patente en el retraso en el diagnóstico en patologías cardiovasculares, que se consideraban más comunes entre los hombres, pero que son la principal causa de fallecimiento en mujeres tras la menopausia.

También en algunos tipos de cáncer vinculados a hábitos nocivos, como el tabaquismo, a pesar de que la proporción de mujeres fumadoras se acerca a la de hombres en algunos tramos de edad. Una investigación publicada en European Heart Journal revela que las mujeres están más infradiagnosticadas, tienen un retraso en el diagnóstico y/o reciben un tratamiento subóptimo en relación a la cardiopatía isquémica (CI).

Otro de los temas que se abordaron fue la incontinencia urinaria. Es un síntoma común que aparece en muchas enfermedades, afectando a todos los grupos de edad y a ambos sexos.

En España se estima una prevalencia global de 24% en la mujer y 7% en el hombre, aumentando con la edad hasta el 50% y 29% respectivamente, según un artículo publicado en Enfermería Global. Para reforzar el suelo pélvico existen nuevos tratamientos como la silla electromagnética (Emsella), que restaura el control neuromuscular.

Mejora el control y la capacidad de contracción de los músculos pélvicos por lo que puede ser muy útil frente a la pérdida de tonificación típica de la menopausia o el postparto.

También se ha abordado la prevención de la osteoporosis, una patología más frecuente en mujeres, que afecta a dos millones de españolas.

“La prevalencia de osteoporosis aumenta con el envejecimiento. La menopausia es uno de los factores que más influye en su desarrollo en las mujeres, ya que la desaparición de la función ovárica provoca un aumento de la resorción ósea”, comenta el farmacéutico Álvaro Fernández, conocido en redes sociales como @farmaceuticoFernández.

Además, se abordó la hormonofobia que rodea al tratamiento para la menopausia.

Tal y como explicó la doctora Silvia González “la terapia hormonal ha demostrado su eficacia en el alivio de dichos síntomas. Por ejemplo, reduce la frecuencia (hasta un 75%) e intensidad (hasta en un 87%) de los sofocos, resultados que no han alcanzado otras alternativas farmacológicas o no farmacológicas en el tratamiento de estas molestias”.



¿SABÍAS QUE…?

Actividades Sanitarias