Dr. O’Connor: “Los pacientes con apnea del sueño no tratada pueden acortar su esperanza de vida en diez años”

Redacción.- El doctor Carlos O’Connor Reina, corresponsable del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Quirónsalud Marbella, aborda en una entrevista con La Razón, el abordaje terapéutico de la apnea del sueño. A continuación recogemos parte de la entrevista.

Pregunta- ¿Cuáles son las cifras del impacto de la apnea del sueño?

Respuesta- Entre el 15 y 20% de la población adulta presenta alguna apnea durante el sueño. El síndrome de apnea del sueño se define como ceses de respiración durante la noche de más de diez segundos junto con la presencia de síntomas como somnolencia diurna, ronquido y cefaleas. La prevalencia de Sahos (Síndrome de apnea/hipopnea Obstructiva del Sueño) es del 2-4% en hombres y del 1-2% en mujeres. En España disponemos de encuestas poblacionales que han evaluado la presencia de ronquido habitual, somnolencia diurna excesiva y apneas presenciadas, encontrando que el 7% de los hombres y 4% de las mujeres está en alto riesgo de presentar esta enfermedad. Por lo tanto, en España existe un millón y medio de pacientes de los cuales sólo un 25% sabe que padece dicha enfermedad.

P- ¿Cómo es el paciente tipo?

R- Suele ser un varón de mediana edad de hábitos sedentarios con obesidad localizadas sobre todo a nivel cervical y con sueño no reparador.

P- ¿Qué patologías unidas a ésta hay que ayuden en su diagnóstico?

R-Está asociada a la hipertensión de origen desconocido y de difícil control, así como a enfermedades circulatorias tanto cardiacas como cerebrales. También es la causa de muchos accidentes de tráfico provocando somnolencia durante la conducción.

P- ¿Cuáles son las consecuencias de su infradiagnóstico?

R- Se ha demostrado que aquellos pacientes que presentan una apnea del sueño severa no tratada pueden acortar su esperanza de vida en diez años.

P- ¿Qué tipo de abordaje terapéutico se emplea con estos pacientes?

R- La enfermedad se produce por un cese de la entrada de aire durante el sueño por la falta de acción de la musculatura dilatadora de la vía aérea (músculos de la lengua y de la garganta). Los tratamientos actuales son los siguientes: primero, el mejor y mas efectivo, son las medidas higiénico dietéticas como perder peso y realizar ejercicio, dejar de fumar, de beber y cuidar la dieta; el abordaje de elección cuando fracasa el primero es el CPAP (que corresponde a las siglas inglesas de presión positiva continua en la vía aérea) un dispositivo que emite un chorro de aire a través de la nariz o la boca que evita el colapso de la vía aérea y permite el paso de aire; hay un dispositivo de avance mandibular o DAM, se coloca en la dentadura provocando una apertura de la vía aérea el protruir la lengua hace adelante y evitar que esta colapse la vía aérea; la cirugía que corrige el obstáculo eliminándolo o los músculos que no funcionan bien y son responsables del colapso de esa vía aérea; la terapia miofuncional, que a través de ejercicios se pretende rehabilitar los músculos que no realizan correctamente su función, se pretende aumentar su tono, facilitar la acción correcta y disminuir su volumen gracias a la pérdida de grasa.

P- ¿Cómo ayuda la tecnología?

R-Hoy en día la tecnología, a través de las «app» existentes, pretende facilitar el diagnóstico de la apnea y la adherencia a los tratamientos anteriores. Hay múltiples aplicaciones en el mercado para la detección clínica de la apnea como «Sleep control» o «Quit snoring», otras que sirven para facilitar la adherencia a los tratamiento existentes como el CPAP o los DAM, como «Sleep mapper» o «Myosa». Se trata de posibilitar al paciente las herramientas necesarias para su orientación en la diagnosis (sólo el 25% de las personas que la padece lo sabe) y del cumplimiento posterior a los tratamientos ya descritos mediante recordatorios.



¿SABÍAS QUE…?

Galería